miércoles, 22 de abril de 2009

Denuncian escenas de "sexo explícito" en un show de dos strippers La Policía de la ciudad rionegrina de Río Colorado


Denuncian escenas de "sexo explícito" en un show de dos strippers La Policía de la ciudad rionegrina de Río Colorado
Esperamos tu comentarioVer comentarios
La Policía de la ciudad rionegrina de Río Colorado comenzó a investigar una denuncia según la cual una pareja de strippers que estaba haciendo un show en un boliche de esa localidad, se "excedió" en el espectáculo y practicó escenas de "sexo explícito" delante de todos.

A raíz del episodio, se inició una sumario preventivo por presuntas "exhibiciones obscenas", y concretamente las autoridades policiales y judiciales intentan determinar si la mujer que participaba del show le practicó "sexo oral" a su acompañante en el espectáculo, frente a todos los presentes.

También las autoridades investigan si había algún menor de edad presente al momento del espectáculo, ya que en ese caso la figura legal se agravaría.

Según se informó hoy en la prensa local, el sumario se abrió para dar curso a una causa por "exhibiciones obscenas", un delito encuadrado en el artículo 129 de Código Penal.

Además, inspectores de Control Urbano de la Municipalidad de Río Colorado también labraron un acta por lo ocurrido, según lo señalado en la edición de hoy por el diario Río Negro.

De acuerdo con los datos recogidos, el suceso ocurrió en la madrugada del sábado pasado en un boliche bailable ubicado en la calle Berutti.

Según lo señalado, para esa noche estaba programado un espectáculo con una pareja de "bailarines eróticos" que había viajado a esa localidad para realizar su show.

Sin embargo, durante la actuación "se habrían extralimitado y más allá del erotismo que se esperaba, las acciones derivaron hacia el sexo explícito y la mujer le habría practicado sexo oral a su pareja", de acuerdo con lo indicado por el diario.

Frente a esta situación, personal policial que se encontraba presente realizó un informe y desde la Unidad Nº 11 se comenzó a actuar de oficio.

El subcomisario Walter Castillo confirmó que "se están tomando declaraciones testimoniales para esclarecer el hecho y determinar si había menores presentes en el lugar".

El artículo 129 del Código Penal reprime con una multa de 1.000 a 15.000 pesos al que "ejecutare o hiciese ejecutar por otros actos de exhibiciones obscenas expuestas a ser vistas involuntariamente por terceros".

Pero en el mismo artículo se agrava la pena "si los afectados fueren menores de 18 años" ya que en ese caso la ley prevé una sanción de prisión de seis meses a cuatro años para el responsable, sin importar el consentimiento del espectador cuando se trata de un menor de 13 años de edad.

Según lo señalado, en el escandaloso caso, que se convirtió en el centro de la atención de los vecinos de Río Colorado, interviene el juzgado Nº 30 de Choele Choel.