martes, 26 de mayo de 2009

Joven vende su virginidad y Alina Percea parte de la ganancias La joven estudiante que vendió su virginidad por 10.200 euros podría tener que pagar



Joven vende su virginidad y el Estado pide parte de la ganancias La joven estudiante que vendió su virginidad por 10.200 euros podría tener que pagar al fisco la mitad de lo que ganó.

Las autoridades alemanas han calificado el proceso como "prostitución". Puesto que en este país la situación legal de la prostitución es casi similar a la de Holanda, la joven tendría que dar cuenta de los ingresos obtenidos por subastar su virginidad.

Fue un empresario quien pagó la mayor cifra por ser el primer hombre que tenía relaciones sexuales con Alina Percea, que hace meses puso un anuncio en Internet para vender su virginidad al mejor postor y poder "financiar sus estudios".

El fisco aleman plantea ahora hacer pagar a Alina la mitad de lo recaudado. "Ha ganado mucho dinero en muy poco tiempo y ha de pagar (el IVA), aunque aún no podemos precisar de cuánto dinero estamos hablando", dice un portavoz alemán de Hacienda.